Logotipo Ink it

La lectura como antídoto al confinamiento

2020-07-30 | inkit

Ana Sofía Saucedo | Publishers Manager LATAM / Bookmate

Ante la necesidad de quedarse en casa, los lectores del continente encuentran en los libros electrónicos y audiolibros una alternativa frente al cierre de librerías, así como una fuente de entretenimiento.

Desde marzo de 2020, miles de nuevos usuarios en Latinoamérica se están uniendo a la biblioteca digital Bookmate y todos dedican más tiempo a la lectura. En promedio, se lee 1 hora al día (un aumento de casi el 50 % con respecto al periodo anterior al encierro). Se nota también un cambio generalizado de rutinas: si antes los lectores solían leer sobre todo en sus trayectos al trabajo o la escuela, durante la cuarentena distribuyen este tiempo a lo largo del día y, especialmente, le dedican las noches.

Otro de los efectos de la cuarentena ha sido que, si antes la app de Bookmate se utilizaba por medio de dispositivos móviles, ha habido un aumento de casi el doble de personas leyendo desde sus computadoras de escritorio. La proporción en el género de los usuarios se ha mantenido casi igual (60 % mujeres, 40 % hombres), pero el rango de edad (que en promedio era de 20 a 35 años), registró un aumento significativo de personas mayores de 40 años.

Cabe destacar que los lectores buscan respuestas para enfrentar esta crisis mundial con bestsellers como Todo está j*dido o El sutil arte de que te importe un caraj*, ambos de Mark Manson, y El hombre en busca de sentido, de Viktor Frankl. Con el cierre de las escuelas y la necesidad de los padres de ocupar a sus pequeños en casa, los libros para niños también fueron algunos de los más solicitados en la plataforma, como, por ejemplo, Una reunión pendiente, de Agustina Tocalli-Beller o el audiolibro de El Principito, de Antoine de Saint-Exupéry.

Entre los títulos más leídos de la temporada, aparecen obras como Nuestra parte de noche, de Mariana Enríquez; Apegos feroces, de Vivian Gornick; Las batallas en el desierto, de José Emilio Pacheco o Cómo ser una bruja moderna, de Gabriela Herstik; y también clásicos como La metamorfosis, de Franz Kafka; La interpretación de los sueños, de Sigmund Freud o El retrato de Dorian Gray, de Oscar Wilde.

Estas tendencias demuestran que, aún con toda su complejidad, la cuarentena representa una oportunidad para que los lectores de Latinoamérica se familiaricen con otros formatos de lectura y puedan seguir descubriendo tanto libros clásicos como novedades editoriales.

Compartir: